Las Olas, el Viento y el Frío del Glaciar

Luego de su paso por Punta Arenas, nuestro equipo del QM2 llega a los fiordos chilenos, que atesoran glaciares maravillosos.

Glaciar

A bordo del Queen Mary 2.- Luego de haber rodeado el Cabo de Hornos y visitado Punta Arenas, los Fiordos Chilenos nos reciben en el Queen Mary 2 con un clima realmente austral, tal como lo expresara en forma de canción el antediluviano Donald: las olas, el viento y el frío del mar, son la constante en este paso vía mar abierto, primero hacia el Glaciar Amalia y luego hasta el Pio XI. Claro que estamos en una nave tan bien construida y de tal porte, que estas aguas y vientos son apenas una inconveniencia menor, que solo nos molesta cuando se debe abandonar el confort de su interior, para fumar un cigarrillo, algo que en repetidas oportunidades debe hacer una de los miembros de este team, visitando el Pool Bar & Terrace, donde en lugar de asolearnos, los fumadores se las apañan para que consumir sus pitillos a pesar de las condiciones climáticas.

Lo que debe ser un paisaje de increíble belleza natural, es un borrón que pasa por las bandas laterales del QM2, pero mientras vamos preparando nuestros nuevos equipos “todo terreno” (o mas bien “todo clima”) aprovechamos para continuar con la maravillosa vida social que ya se ha convertido en parte de nuestra rutina diaria. Es que a pesar de haber realizado otros cruceros en naves de porte, esta es la primera oportunidad en la que realmente podemos interactuar con un pasaje compuesto mayormente por gente que tiene el raro don en estos tiempos de ser amable, ubicada e interesante. Es increíble la cantidad de personas con historias de vida increíbles, con las que hemos podido conversar en una mesa del Kings Court, o que luego de compartir asientos en un tender, vuelven a encontrarse con nosotros y a maravillarnos con su calidad humana.

Lo mismo puede decirse de la tripulación, que es de una impecabilidad constante y que mantiene a este barco y a sus pasajeros en un estado de confort 24 x 24. Pero no nos desviemos del tema central de esta nota que es nuestra visita a los fiordos australes del pacífico sur, y a las extensiones que llegan al mar de sus campos de hielo continental, los glaciares. El primero que veremos es el Amalia también conocido como el Skua Glacier. Ubicado dentro del Parque Nacional Bernardo O’Higgins, justo al borde del Canal Sarmiento, el mismo rodea parcialmente al volcán Reclus erosionado su flanco norte. A pesar de la inclemencia del clima Noticias de Cruceros se ubica impertérrita en la cubierta de observación 8, donde finalmente a media tarde en medio de una lluvia constante, podemos divisar la silueta de la masa helada que es la cara frontal del Glaciar.

Por supuesto que las fotos expresarán mejor la belleza de este fenómeno natural, pero baste decir que a pesar de que las aguas del canal por el que accedemos no están charteadas, el Capitán Oprey se arriesga a lograr la mejor de las vistas acercándonos hasta poco menos de kilómetro y medio del Amalia. Así es como podemos apreciar la imponente figura helada, al tiempo que retornamos al interior de la nave para prepararnos para la jornada siguiente donde continuamos recorriendo los fiordos para llegar hasta el Pio XI. Este aparece en temprana hora de la mañana con un clima mucho mas adecuado, lo que hace que tanto las vista del mismo como la del paisaje que lo rodea sean mucho mas placenteras

El glaciar es el mayor de la Patagonia, con una longitud de 66 kilómetros, y el mismo esta rodeado de un campo de hielo que sin poner en peligro la nave, le da un toque de color a la aventura austral que seguimos emprendiendo en el QM2. Otra nota de color la da el Capitan, que decide enviar una lancha rápida con los fotógrafos de a bordo, para aprovechar a tomar algunas increíbles imágenes de nuestro barco recortado contra el fondo de esa pared de hielo que es el Pio XI. Con las condiciones climáticas mejorando momento a momento, podemos relajarnos y apreciar finalmente de la maravilla de islas, caletas y promontorios tallados por la erosión del hielo a través de los eones de los Fiordos, que parecen ubicados allí adrede para nuestro disfrute.

Luego de una jornada que cumple con la promesa de asombrarnos que estaba implícita en el recorrido, el Queen Mary 2 continuó mediante varios derroteros hacia el oeste, su rumbo a las aguas abiertas del Océano Pacifico, que habremos de recorrer durante dos días hasta llegar a Valparaiso, donde con pesar tendremos que descender por la “gangway” de “la reina” para dirigirnos por vía terrestre hasta Santiago de Chile y abordar el avión que nos llevará de regreso a Argentina. Pero para eso faltan todavía dos jornadas completas que pensamos aprovechar, para recabar experiencias que relatar a nuestros lectores de Noticias de Cruceros, a los que saludamos desde aquí y con los que esperamos poder reencontrarnos mañana para continuar con las crónicas de este maravilloso viaje.

Vea más fotos del Queen Mary 2 en nuestro FACEBOOK

Todas las fotos que está posteando el equipo de NDC en Instagram, Facebook y Twitter podés buscarlas con el hashtag#qm2

Más info sobre los cruceros de Cunard en Argentina: Discover the World, tel. + 54 (11) 5274-1600

Fuente: Noticias de Cruceros

Comentarios

comentarios

Powered by Facebook Comments

banner-costa-pie_noviembre-2016

Super_Tarifa_MSC2

García Fernández Turismo

Alamo Rent a Car

Daily_Travelling_News

Minerbi & Silveira Comunicación Corporativa

Cruise Crew Only

Artefisico